El mármol verde es tendencia en 2017

En la entrada de hoy vamos a hablar de tendencias, es decir, de colores, texturas y diseños, pero también de ideas que sirven como inspiración a los que te rodean. Y no es ninguna sorpresa que en este 2017 volvamos a posar la mirada en aquellos ornamentos naturales que crean una gran armonía en tu entorno. En especial, no estamos refiriendo al mármol verde, que está de rabiosa actualidad.

La perfección de la imperfección

Los acabados naturales, como el de la piedra o la madera, tienen una serie de vetas que cambian por completo su diseño y tonalidad. De esta forma cada pieza, lejos de poseer irregularidades, se convierte en algo único y excepcional, con suficiente carácter como para cumplir su función en cualquier lugar de nuestra casa u oficina.

Y como hemos mencionado más arriba, el protagonista indiscutible de esta temporada está siendo la piedra natural, más en concreto el mármol verde, que deja al descubierto hermosas y sinuosas vetas. Su relevancia es total y quizás donde más se aprecie sea en esas piezas auxiliares como las mesas, lámparas y otros elementos de decoración.

 

Tonos verdes y metálicos

El color verde combina a la perfección con tonos metálicos, así que este 2017 se ha visto inundado de mármol con toques de bronce, plata u oro. Que la inclusión de estos elementos no te haga echarte atrás, ya que en el mercado puedes encontrar pinturas metálicas que consiguen un acabado muy similar y que pueden hacer su trabajo sin problemas tanto en grandes superficies de metal como en pequeños detalles.

 

La naturaleza como fuente de inspiración

Esta tendencia se inspira fuertemente en la naturaleza y en este sentido el objetivo es conseguir espacios que imiten la realidad. Para ello se emplean elementos como plantas y la creación de los llamados “jardines verticales”, con la inclusión de macetas, telas y estampados con motivos vegetales. El color verde se ha convertido en el nuevo estándar de decoración para esta temporada.

 

El greenery

El greenery es el nombre popular que se le está dando a este nuevo tipo de verde, que evoca un paisaje de hierba con ligeros toques amarillentos. Es el color de la esperanza que nos permite estar en contacto con la naturaleza y al contemplarlo nos renueva y revitaliza. En pocas palabras, es un color que significa vida.

 

Los colores son la tendencia

Como decimos, los colores se han convertido en una tendencia en sí mismos. Y está pegando fuerte el combo gris y verde. El gris se usa como tonalidad base, elegante y receptiva a otros elementos, mientras que el verde se emplea para darle profundidad y contraste. Desde turquesas hasta otros tonos más amarillentos.

Pero no nos podemos olvidar del rosa cuarzo, que también está muy de moda y encaja a la perfección con un estilo de vivienda nórdica. Puedes combinar la madera, el gris claro y el rosa en espacios que estén destinados al ocio, por ejemplo, y reservar el gris más oscuro con verdes e incluso blancos o anaranjados para tu oficina.